La baja por ansiedad es una de las causas principales en la actualidad para que una persona interrumpa sus funciones laborales. El mundo actual está lleno de situaciones que sumen a las personas en episodios altamente estresantes, de estos se deriva la ansiedad y es necesario conocerla para saber cómo actuar.

Hoy por hoy, los trastornos emocionales forman parte de la vida cotidiana de muchas personas en el mundo. Los trastornos de ansiedad son uno de los padecimientos más comunes. No obstante, su sintomatología es tan difusa que a veces no es considerada una causa válida para pedir una baja laboral.

Pensando en esto, hoy quiero hablar sobre qué es una baja por ansiedad, y cómo solicitarla en caso de que sea necesaria.

 

¿Qué es una baja por ansiedad?

Este tipo de baja consiste en una solicitud de incapacidad laboral, debido a un padecimiento o patología que interfiere con el desarrollo normal de las actividades laborales. En algunas ocasiones antes de pensar en dar la baja es conveniente comprobar si existe alguna posibilidad de mejorar los problemas laborales de la persona en cuestión.

La baja por ansiedad es una de las que más complicaciones trae consigo, puesto que algunos de sus síntomas son confundidos con falta de voluntad por parte de la persona. Por eso es preciso reconocer claramente los síntomas de la ansiedad para entender lo que está sucediendo en la vida del individuo.

 

¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad es considerada como una emoción normal, una respuesta adaptativa que prepara nuestro cuerpo para responder a situaciones de peligro. No obstante, hay ocasiones en las que la ansiedad se sale de control e interfiere en la vida cotidiana de las personas generando diversos síntomas.

Cuando la ansiedad escapa a nuestro control, entra a formar parte de de alguno de los trastornos de ansiedad. En este caso es necesaria la intervención de un profesional que nos ayude a tratar el problema.

Algunos de los síntomas más comunes de la ansiedad son: nerviosismo exagerado sin razón aparente, aceleración del pulso cardíaco, sensación de falta de aire, sudoración repentina, mareos, hormigueo en las piernas, opresión en el pecho, miedo o pánico y sensación de irrealidad, entre otros.

Teniendo en cuenta lo anterior, es lógico que los episodios ansiosos interfieran directamente en la vida de las personas, alterando no solo su vida laboral, sino además los diversos aspectos de su vida e incluso su realidad.

 

¿En qué casos se concede una baja por ansiedad?

Las bajas por ansiedad, como cualquier otro tipo de baja relacionada con la salud del individuo, son tramitadas por médicos profesionales.

A la hora de tramitar este tipo de baja es indispensable que el médico de cabecera o el profesional a cargo del caso del paciente, sea el encargado de generar un diagnóstico y de determinar la baja como un procedimiento necesario para la sanación del individuo.

Para llegar a este dictamen hay unos síntomas o casos particulares que se toman como elementos relevantes a la hora de dar una baja por ansiedad.

En la actualidad hay diversos síntomas o enfermedades particulares que se enmarcan dentro de los trastornos de ansiedad y que son contempladas generalmente a la hora de dar una baja:

  • Trastorno de ansiedad generalizada
  • Trastorno obsesivo compulsivo.
  • Fobia específica (En el caso de que la fobia sea motivada por algún elemento o situación relacionada directamente con el mundo laboral)
  • Trastorno por estrés postraumático
  • Ataques de pánico.
  • Ataques de pánico con agorafobia.

Lo anterior implica que, aunque existan en el paciente diversos síntomas relacionados a la ansiedad, no todos son contemplados como situación única a la hora de expedir este tipo de baja.

Es preciso resaltar que la baja laboral por ansiedad solo se da en los casos en los que la sintomatología impacta fuertemente en la vida de la persona.

 

¿Cómo debo solicitar una baja por ansiedad?

Si estás pensando en solicitarla, debes recordar que ésta exige los mismos requisitos de cualquier baja por temas de salud, siendo el punto más relevante el dictamen de un médico especialista.

De acuerdo a sus hallazgos, el médico te puede transferir al departamento encargado de psiquiatría, para determinar tu caso específico y empezar el tratamiento correspondiente en el que se indicará si es o no necesaria la tramitación de la baja.

No obstante, es preciso aclarar que no solo el departamento de psiquiatría puede darte la baja laboral por ansiedad. El médico también está facultado para generar este dictamen, y no necesariamente debe remitirte a psiquiatría, sino que también puede hacerlo al departamento de psicología. Todo dependerá de tu caso específico.

 

¿Cuándo debo solicitar este tipo de baja?

Como ves, la baja por ansiedad solo se da en casos específicos analizados previamente por el médico de familia. Es por eso que solo debe solicitarse en caso de que estés padeciendo síntomas intensos relacionados con alguno de los trastornos de ansiedad, y que además de padecerlos constantemente, estén interfiriendo con tu estilo de vida en general.

Como en todo, lo mejor es usar los conductos regulares. Si sospechas que tienes problemas de ansiedad es necesario que vayas a urgencias médicas para que el médico pueda evaluarte y determinar tu estado.

Recuerda que más allá de la baja laboral, los trastornos de ansiedad son algo delicado que debe ser tratado por un profesional competente. Esto se debe a que además del impacto en tu estilo de vida, pueden traer consigo otros problemas de salud que solo empeorarían tu situación.

Nunca pierdas de vista que la salud mental es una parte importante de tu desarrollo integral, somos cuerpo y mente, y si alguno de los dos no funciona bien, terminará por afectar al otro.

Por lo tanto debes cuidar tu salud mental y tomar las prevenciones necesarias para tu bienestar. En caso de vivir situaciones que alteren tu ritmo vital, puedes contactar con un psicólogo especialista en ansiedad que pueda guiarte para encontrar una solución a tu sufrimiento.

Ahora que ya sabes qué es y cómo solicitar una baja por ansiedad, debes tener en cuenta que es un procedimiento contemplado por la ley, y que puedes recurrir a él siempre que sientas en peligro tu integridad física y mental.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Psicóloga en Madrid Mª José González

Autoestima, Depresión, Terapia de Pareja, Ansiedad

Calle Gran Vía, 40. Planta 7ª, oficina 4

Madrid

28013

+34 678 00 16 30